Mensajes e-ducativos desde tierra de nadie

Mensajes e-ducativos desde tierra de nadie.

Editorial:
LAERTES
Materia
Educacion pedagogia
ISBN:
978-84-7584-619-4
Páginas:
148
Colección:
LAERTES EDUCACION
19,50 €
IVA incluido
En stock (Entrega en 24-48 h)
Añadir a la cesta

Europa es hoy, cada vez más, la referencia en formación y educación, como evidencia por ejemplo el espacio europeo de educación superior. En esa perspectiva, Europa es una infrastructura, un espacio limitado, un trozo de tierra delimitado, un conjunto institucional, cultural, político. Formación, enseñanza y educación son los nombres que se da al intento de habitar este espacio, de fortalecerlo y de fortalecer a sus habitantes, de armarlos para (como sociedad del conocimiento) poder sobrevivir en tiempos de globalización. Los artículos recopilados en este libro hablan de otra Europa. Proceden de un espacio y tiempo que de un modo u otro está deshabitado y es inhabitable: tierra de nadie. Haifa, Sarajevo, Tirana, Belgrado, La Bƒite, Lovaina. Para los autores, estos nombres remiten a experiencias e-ducativas incómodas en tierra de nadie. Por eso se afanan a decir que la e-ducación no trata de experiencias fortalecedoras y formativas, sino de experiencias deformativas; que la e-ducación no es un fortalecimiento interior, sino una ex-posición al exterior. ¿Qué significan estas experiencias en tierra de nadie? Son momentos en que experimentamos el mundo en Europa. No tanto la Europa actual, en tiempos de globalización, sino la Europa del mundo, la Europa que no es ella misma, la Europa que nombra al espacio público y e-ducativo. Los textos que hemos reunido tratan, de un modo u otro, sobre esa Europa, sobre prácticas y momentos e-ducativos: conversar, estudiar, mirar, reconocer, sacrificar, avanzar, ansiar, trasladar, responder, responsabilizar, investigar y hablar. Los autores que han aportado sus textos son: Martin Walser, Jorge Larrosa, Abbas Kiarostami, Giorgio Agamben, Ilan Gir-ze'ev, Wim Cuyvers, Norbert Ricken, Gert Biesta, Maarten Simons y Jan Masschelein.